Quizá te hayas preguntado cual es el motivo de estudiar armonía, o incluso haz dudado del estudio de la misma, es decir, probablemente has sido víctima de la idea de poder tocar de oído o leyendo por nota pero siempre esquivando el estudio profundo armónico.

Pues bien, en este artículo pretendo desmentir los mitos más frecuentes sobre el estudio armónico y te daré una serie de ideas para que saques máximo provecho de este fabuloso sistema de aprendizaje.

Primero veremos las ventajas:

  • Los conceptos armónicos te darán mejor capacidad de decisión a la hora de seleccionar y justificar recursos de contraste sobre tus progresiones de acordes.

  • El estudio detallado de conceptos hará que tu mente aumente estadísticamente la posibilidad de tocar ideas correctas en arco reflejo, ó sea de inmediato.

  • Acortará la brecha de espera con tu desarrollo como músico improvisador.

  • Te hará más auténtico en tú forma de pensar y dejarás de depender de la transcripción y copia de ideas de músicos que si estudian armonía.

Recuerda que el músico al igual que un pintor posee un estuche o maletín organizador de colores, la ventaja de los músicos es que el maletín se programa en nuestra mente de manera virtual (así que no pesa ni estorba) eso si, el único método para programarlo es el estudio de conceptos que den orden y jerarquía a los recursos que ejecutamos en una composición.

Cuando estudies armonía piensa que todas esas reglas te darán un criterio, el cual desembocará en la autonomía sustentada.

Conozco muchos músicos con todo el potencial para ser iconos sobresalientes de la música y nadie sabe de ellos… el problema es su enfoque, usan su habilidad para copiar solos con un nivel de precisión bastante alto, pero no enriquecen su vocabulario y entendimiento profundo, así que nunca aportan innovaciones ni ideas conceptuales, por lo cual quedan simplemente en el olvido tarde o temprano. Imagina tu vida copiando lo que dicen los demás, solo copiarías ideas y conceptos ajenos y no tendrías identidad ni poder de discusión, nadie te tomaría en cuenta, ¿Recuerdas cuando eras niño y tus ideas no tenían suficiente peso para que los adultos te tomaran enserio? ¿Recuerdas en que momento tu voz tomó peso? ¡Claro! cuando acumulaste experiencia, madurez y profundidad en tus pensamientos… tu lenguaje se hizo más robusto con el tiempo y la reflexión continua, lo que permitió a tu cerebro hacer uso de el como interfaz de comunicación para describir la complejidad de tus ideas. Con la música ocurre exactamente lo mismo, la reflexión armónica genera esa madurez y ese peso, aprenderás a hablar menos y a decir más, tal y como lo hacen los adultos respetados.

¡¿Qué esperas?! ¿No sabes por donde empezar?, date una vuelta por TocaJazz.com “A un clic de tocar como los grandes”

2 Comentarios

Los comentarios están cerrados.

  1. Carlos Morales 1 año

    Interesante, aunque un problema que me pasa a mi es que no encuentro material para estudiar armonía, no se si aquí en tocajazz existe maestro de piano…. ???

    • Orlando Alonzo 1 año

      Carlos,

      Por el momento no contamos con instructor de piano.

      ¡Saludos!

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?